Ayuda





Noticias

La inversión en etiquetas tejidas ayuda a incrementar la notoriedad de la marca en la mente del consumidor.

Todo producto que se precie debe contar con una marca. Sin embargo, en el contexto actual, caracterizado por una saturación generalizada de productos en los mercados, disponer de una marca no es una garantía de éxito. Es importante prestar la atención necesaria a la marca para captar la atención e interés del consumidor, y provocar el consumo del producto.

Existen diversas formas o estrategias para poder promocionar una marca. Una técnica efectiva para reforzar la notoriedad de una marca en ropa, calzado, marroquinería,… es incluirla en etiquetas tejidas que permiten la identificación del producto por parte del consumidor. La utilización de etiquetas tejidas en ropa u otros productos de consumo aumenta la visibilidad de la marca para el consumidor, quien día tras día, durante el propio uso del producto percibe la marca, logotipo, colorido, imagen corporativa,… Supone una visibilidad y recuerdo permanente durante el uso del producto, lo que se acaba convirtiendo en un incremento en la notoriedad de ésta para el consumidor. Esta es una práctica muy efectiva, que genera una importante rentabilidad con una inversión reducida por unidad de producto. Como ejemplo, cabe destacar la importante inversión y atención prestada por las marcas más conocidas y notorias del sector textil a la etiqueta, a través del uso de las más altas calidades disponibles para que la comunicación sea perfecta, e intentar captar así la atención del consumidor.

Es importante poder definir muy bien la etiqueta tejida que necesita cada producto, y garantizar que ésta comunica bien al consumidor los atributos de la marca a través de la calidad, colorido, dimensiones, tipografías, texturas de fondo, …

El diseño de la etiqueta tejida debe ser realizado para destacar la marca y logotipo. Ello permitirá al consumidor identificarlos correctamente, y ayudará a la compra si no existe experiencia previa, o la repetición en caso de que el consumidor ya haya experimentado con otros productos de la marca en ocasiones anteriores.